Noticias Judiciales

La antigua sede de Afinsa en la calle Génova se subasta desde 45 millones

La sede de Afinsa (empresa de sellos intervenida por estafa en 2006) situada en el número 26 de la calle Génova de Madrid, ha salido a subasta desde un precio inicial de 45,4 millones de euros. El inmueble, situado a escasos 20 metros de la Audiencia Nacional, es el bien más valioso que tenía la filatélica. Se trata de un monumento protegido que puede cambiar su uso actual de oficinas a viviendas. De ser así, podrían venderse por entre 8.000 y 14.000 euros el m2.    

Diez años después de la intervención judicial de Forum Filatélico y Afinsa, sale a subasta (a través de una puja notarial) este edificio histórico conocido como Palacio de Gamazo y cuya venta ha estado paralizada por la Audiencia Nacional durante años, un hecho que ha sido criticado porque el dinero obtenido se podría haber destinado en resarcir a los cerca de 480.000 clientes afectados.

En 2012 el juez de la Audiencia Nacional, Santiago Pedraz, aprobó la liquidación de Afinsa y posteriormente ordenó la anotación preventiva de la sede en el Registro Mercantil como edificio sobre el que recayó una querella para cubrir las posibles responsabilidades civiles derivadas del proceso penal.  El pasado mes de julio la Audiencia condenó a 11 de los 13 exdirectivos a indemnizar a los afectados en la cantidad de 2.574 millones de euros. 

Ahora el Palacio de Gamazo está a la venta y la subasta está abierta hasta el próximo 7 de noviembreEl importe mínimo es de 45,4 millones de euros y para poder pujar es necesario aportar un depósito de 2,2 millones de euros. 

El inmueble, construido en 1890 por el arquitecto Ricardo Velázquez Bosco para los Condes de Gamazo y posteriormente rehabilitado por el estudio de arquitectura Touza Arquitectos, fue sede de Société Générale antes de serlo de Afinsa. Actualmente es propiedad de la firma ABT Asesores y cuenta con una superficie de oficinas de 5.573 m2 distribuidos en seis plantas. El inmueble está protegido y catalogado como monumento histórico artístico nacional.

Un edificio de oficinas con posibilidad de ser residencial

El edificio actualmente está destinado a oficinas, pero expertos consultados por idealista/news aseguran que el futuro comprador puede cambiar el uso a “cualificado residencial”, con lo que podrá levantar pisos. Y por su ubicación exclusiva, se podrían levantar viviendas de lujo al precio más elevado de toda la capital. 

“La singularidad del edificio y su extraordinaria localización, elevan de manera muy considerable el precio de las posibles viviendas a desarrollar. En promociones a la venta, en el barrio de Justicia el precio medio supera los 8.000 euros/m2, mientras que en Recoletos es sensiblemente superior, llegando a máximos de 11.000 para el caso de áticos”, asegura Ignacio Ortiz de Andrés, analista de la firma Foro Consultores. 

En su opinión, este palacio se puede comparar actualmente con la promoción Lagasca 99 donde los pisos se venden en la horquilla de 8.000-14.000 euros/m2. Porque subraya que el precio de salida de la subasta es muy alto, “lo que obliga a establecer un precio unitario elevado”. “El número de viviendas ideal oscilará entre 5 y 10 unidades, con superficies mínimas de 300 m2”, añade Ortiz de Andrés. 

El experto señala que este tipo de edificios cuenta ya con un “perfil de cliente que está a la espera de estas oportunidades, por lo que, si se compra para destinarse a viviendas, lo más normal es que los propietarios futuros estén elegidos a la hora de pujar”, sentencia.